El Encierro de los Gorriones – Milagro de San Antonio

 

Quizá uno de los santos de la Iglesia Católica que, más y asombrosos milagros protagoniza, es San Antonio de Padua.

Hay un milagro que cuentan sus devotos, de cuando el santo era aún un niño, y todavía no se llamaba Antonio, sino Fernando. Un niño muy obediente, con Dios por enseñanza de sus padres y con sus padres mismo. Dicen los cronistas que esta cualidad era ,uy agradable a Dios y por esa razón el Padre celestial le dio un premio.

En esas épocas por todo Portugal, los gorriones estaban arrasando los cultivos de trigo,por lo que recibió de su padre la tarea de cuidar el campo para evitar los estragos.

Para el pequeño Fernando esa misión era de lo mejor, primero porque le daba la oportunidad de obedecer a padre y segundo, porque iba al campo, pro con todo eso, también le sobrevino un inmenso deseo de orar al Dios del Cielo. Entonces, les pidió a los gorriones que entraran en una habitación, y esperaran allí hasta él volver de la iglesia haciendo las oraciones que nacían de su corazón.

El padre llegó y no encontró al pequeño al cuidado del campo y se enojó con el muchacho y lo fue a buscar para el consecuente castigo, pero Fernando aseguró a su padre que los pájaros no causaron ningún daño y le mostró a las aves en el encierro. Al ver el prodigio, el padre no tuvo reacción y solo abrazó a su niño con mucho amor

santantonio_da_padova_-_tanzio_da_varallo-wikimedia

 

Donativo

$5.00

Un comentario sobre “El Encierro de los Gorriones – Milagro de San Antonio

Deja un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s