Entre pedir Ayuda y la Realidad

PEDIR AYUDA / REALIDAD

Sin embargo, no se puede poner un litro en una taza de medio litro. —Charlotte Perkins Gilman

Hay una historia, sobre una profesora universitaria que acudió a un maestro zen en busca de conocimientos. El anciano Zen miró atentamente a la profesora y luego le pidió a un discípulo que fuera a buscarle una tetera y dos tazas. Después, colocó una taza frente al profesor y comenzó a servir. El té llenó la taza y se derramó sobre la mesa. Al ver esto, la profesora gritó: “Detente, ¿no ves que la copa está llena? ¡No puede contener más!” El viejo maestro Zen sonrió y dijo: “Y así es contigo. Tu mente también está llena de demasiadas cosas. Solo cuando la vacíes habrá espacio para que entre más conocimiento”. Pedir ayuda es una forma de “vaciar” nuestras vidas. Detenerse y ver que nuestras vidas se han vuelto demasiado llenas, bien puede ser el comienzo de un proceso que puede vaciarnos y dar paso a nuevas formas de ser.

La expresión, “mi copa rebosa”, en algunos contextos, puede ser una declaración de un desastre inminente. El vaciar es tan importante como el llenar.

«Pedid y se os dará, buscad y encontraréis, llamad y se os abrirá; porque todo el que pide recibe, quien busca encuentra y al que llama se le abre. Mateo 7, 7

Un comentario sobre “Entre pedir Ayuda y la Realidad

Deja un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s